CRÓNICA 29ª CHALLENGE 26-07-2015

El calor, las vacaciones, el descanso, los viajes, las fiestas... aspectos característicos de este tiempo estival que se hicieron patentes en la última Challenge del mes de julio de la Asociación Cicloturista de Menorca. Apenas unos diez socios nos encontramos a las 8.00h en el local del Port de Maó para dirigirnos a un ritmo más que llevadero hasta la cala de Macaret. Al iniciar la bajada hacia la urbanización la velocidad se incrementó y también se mantuvo a un buen ritmo durante la subida.

Seguimos hacia el siguiente punto marcado en la ruta: Son Parc. Por la carretera de Fornells, esta vez a una velocidad más elevada, llegamos hasta el cruce donde empieza la bajada a la urbanización golfista. El descenso fue muy moderado tanto por aquello de recuperar fuerzas para luego iniciar la subida, como por precaución ante las curvas cerradas propias de este tramo. La subida, sin embargo, se convirtió en un tramo libre improvisado entre varios participantes que tenían ganas de poner a prueba sus fuerzas como escaladores.

Reagrupados todos, seguimos hasta la bahía de Fornells en un intento de sprint final que acabó en agua de borrajas puesto que las fuerzas estaban mermadas después de las dos últimas ascensiones.

En Fornells tocaba avituallamiento, pero resultaron ser las fiestas patronales de la urbanización, de manera que fue imposible detenernos a recuperar fuerzas. Se decidió seguir con la ruta organizada y pararnos en Es Mercadal.

Después del merecido avituallamiento nos dirigirnos a Es Migjorn para bajar hasta la urbanización de Sant Tomàs, el regreso de la cual sería el tramo libre de la jornada. En ese momento se levantó un molesto viento del Sur que se convirtió en acicate para que la subida de Sant Tomàs fuese todavía si cabe más competitiva. Los participantes a sotavento subieron las largas pendientes a una gran velocidad incluso batiendo récords personales, pero el que se alzó con la victoria por encima de todos fue el compañero Toni Horcas (¡Enhorabuena campeón!).

Nos reagrupamos en Es Migjorn mientras aprovechábamos para ir a por agua. El calor de estos días convertía la hidratación en algo fundamental. Seguimos hacia Alaior a una velocidad intermedia para ir a tomar la carretera de Subaida, la cual desemboca en la carretera de Fornells y mediante unos excelentes relevos llegamos al Port de Maó acabando así esta 29ª Challenge. Ahora... ¡A por la siguiente!